martes, 13 de enero de 2015

Volveré a ti, Patricia Sutherland

Comprar aquí


Volveré a ti, Patricia Sutherland

Editorial: Jera Romance  / 31 diciembre 2014 ISBN: 9788494138041 Ebook: 7,59€ Páginas: 138
Editorial: Jera Romance  / 07 octubre 2014 ISBN: 9788494138034 Ebook0,99€ Páginas: 149
Género: Contemporáneo
Serie: 0º Sintonías

Corre el mes de diciembre de 1992 y en Camden, Arkansas, Eileen Brady se afana por acabar los últimos preparativos navideños cuando recibe una llamada inesperada. El servicio de acogidas de la región, con el que el matrimonio Brady ha colaborado activamente durante muchos años, tiene una emergencia; una huérfana de 13 años llamada Gillian McNeil. 
A pesar de la reciente decisión de la pareja, de no tener más niños en acogimiento hasta que sus propios hijos Mandy, Jason y Mark hayan pasado la etapa adolescente, Eileen no puede evitar conmoverse al conocer la situación de la niña, y acepta hacerse cargo de ella. 
Lo que entonces no imagina es que esa decisión, fruto de la compasión, no solo cambiará para siempre la vida de Gillian, sino la de toda la familia, y en especial, la de su hijo Jason. 
Volveré a ti es la precuela de Sintonías, su génesis; el momento en que se establecen las conexiones entre sus personajes y tienen lugar sucesos que diez años más tarde darán lugar a las tres inolvidables historias de amor que componen la serie. 
Ambientada en Arkansas, un paraíso natural, en la década de los noventa, Volveré a ti, al igual que la serie de la que es precuela, es una historia que habla de valores, de familia, de amistad, de segundas oportunidades, y por supuesto, de amor. 


Después de pasar unos días en el rancho Brady, he de decir que me ha sabido a poco, he conocido personajes entrañables y tiernos, y me he sentido tan a gusto que prometo que pronto volveré a saber más de la familia Brady.

Nos encontramos en la precuela de la serie Sintonías de la autora Patricia Sutherland. Este es el origen de todo, el momento en el que se fragua el amor que conoceremos en las otras novelas de la serie. Y si, también el desamor y el dolor de unos comienzos no demasiado fáciles.

Pero comencemos por el personaje más fascinante de la novela. Esta es sin duda Eileen. Es la madre que todas queremos, la amiga que te apoya en los momentos malos y la que se ríe contigo en los buenos. Eileen está casada con John, un ranchero y amante padre de familia y es madre de tres adolescentes, Mark, Jason y Mandy.

Durante años los Brady han cobijado en su hogar a cientos de niños huérfanos y en situación desesperada, pero ahora, debido a la difícil transición de la adolescencia a la madurez de sus tres hijos, han decidido hacer un paréntesis y dedicarse a ellos de lleno. Sin embargo la llamada urgente de los servicios sociales y la difícil situación de una huérfana, hará que el enorme corazón de madraza de Eileen no pueda resistirse, y consiente en la acogida de la pequeña.

De esta forma Gillian llega a los Brady. Es una niña de 13 años pero debido a su difícil vida es pequeña y delgada. Pero Eileen con su amor, con abrazos y risas, hará retroceder las sombras que acosan a la pequeña y John con su increíble sabiduría y percepción darán la estabilidad que la adolescente necesita.

Y luego están los hermanos. Mark es el mayor, es inteligente, un buen estudiante y un protector para sus hermanos, entre los que incluye de inmediato a Gillian.

Mandy la más pequeña, es alocada y divertida. Una preciosidad pelirroja igual que su madre, es una muchacha popular, pero desde el primer momento las dos niñas hacen buenas migas. Una seria y responsable y la otra un torbellino de actividad.

Y luego está Jason, deportista, musculoso y un ligón encantador. Desde el primer momento que Gillian y Jason se conocen la conexión entre dos almas gemelas es tan clara que incluso John se percata de ello. Esta situación marcará la forma en la que la pareja tratará la situación de Gillian, pues está claro para ambos que no han nacido para ser hermanos.

Aparecen otros personajes en la novela. El amigo de Jason que está claro será la pareja de Mandy. Aunque ésta es de armas tomar y la indecisión del muchacho que teme la reacción de Jason no parece gustarle mucho.

También conocemos de pasada a la muchacha que un día será la pareja de Mark. Tampoco es un buen comienzo para estos dos.
En definitiva, una novela corta pero muy entrañable. Llena de risas, abrazos y de amor incondicional. De valores familiares y de personas cuyos corazones tan inmensos rebosan amor por los menos favorecidos.

Mi valoración 8

Mary Jo


Estamos ante la presentación de los personajes de esta maravillosa serie, es lo que actualmente se llama precuela, que es donde conoceremos a los personajes que a lo largo de esta serie llamada Sintonías nos van a hacer disfrutar.

El matrimonio de John y Eileen Brady es un matrimonio fuerte, muy unidos, llenos de bondad y totalmente enamorados, siempre han estado de acuerdo en una cosa y es que tienen mucho amor para dar y también hay muchos niños que lo necesitan pero ahora con sus tres hijos biológicos en la problemática adolescencia es el momento de darse un respiro y disfrutar de ellos antes de que vuelen del nido pero con lo que no contaban es con la llamada de la asistente social en plenas navidades pidiéndoles un último y gran favor y así un nuevo ángel entrará en sus vidas.

Los Brady tienen tres hijos: Mark, Jason y Mandy  y una nueva hija de corazón Gillian, es la época de la adolescencia, están forjando sus caracteres, y su forma de encarar la vida, pequeños detalles que darán forma a su carácter.

En principio Gillian es el nexo que dirige la historia, una pequeña que ha llegado de acogida, con una madre adicta a las drogas y al alcohol, su corta vida se ha visto plagada de malas situaciones y abandono pero a pesar de su corta edad es fuerte, y sobre todo está llena de bondad y alegría. Llegar al rancho de los Brady convierte su vida en maravillosa, es lo que siempre había deseado, ese sueño hecho realidad, pero los sueños se desvanecen y llega la cruda realidad ¿convertirá su cruda realidad a Gillian en la persona amargada y cínica que ya no cree en un futuro?

Desde el primer momento Gillian y Jason son almas gemelas, existe una conexión más allá de la amistad, es como si en una vida anterior ya hubieran sido los mejores amigos ¿o algo más?, pero no sólo ellos dos van a toparse con el amor de su vida Mandy y Mark pueden haber conocido el amor aunque todavía no son conscientes de ello, ¿es una broma del destino?

Es una historia dulce, sin complicaciones extra más allá de empezar a contar una historia, la de este magnífico matrimonio y sus tres hijos, una historia que nos habla de unión, fortaleza, bondad, amistad y de un puntal fundamental en la vida de una persona, la familia.

Contada de una forma sencilla, rápida, muy fluida, llena de diálogos chispeantes y muy entretenidos, es muy cortita pero aún se hace más corta al introducirte totalmente en la historia de estos interesantes personajes, de tal forma que cuando llegas al final estás deseando saber la historia de todos y cada uno de ellos.

No había leído nada de esta autora y desde luego me ha dejado gratamente sorprendida y totalmente enganchada.

Valoración: 9

Rosamoni

 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada