martes, 19 de mayo de 2015

Infinity, Sherrilyn Kenyon



Infinity, Sherrilyn Kenyon

Editorial: St. Martin's Griffin / 22 marzo 2011 ISBN: 9780312603045 Papel: 9,99 $ Páginas: 480
Editorial: St. Martin's Griffin / 19 mayo 2010 ASIN: B003GYEGMK Ebook: 8,84 $ Páginas: 480
Género: Paranormal
Serie: 1º Las Crónicas de Nick

"El mundo de los Cazadores Oscuros es diferente a cualquier otra cosa que hayas visto antes. Es oscuro. Es descarnado. Es peligroso. Y está lleno de diversión.
Me llamo Nick Gautier y ésta es la historia de mi vida."


A los 14 años Nick Gautier es un adolescente normal y corriente que anda con muy malas compañías. Hasta que una noche decide enderezar su vida y se niega a asaltar a un turista inocente. Entonces su banda la emprende con él y cree que su vida está a punto de acabar... sin embargo sólo es el principio de algo mucho más importante que está por llegar. Kyrian de Tracia no es solo un cazador de vampiros, es un Dark-Hunter o Cazador Oscuro y mete de lleno a Nick en un mundo que nunca creyó posible que existiera.
Con nuevos enemigos que hacen que los antiguos parezcan angelitos a su lado, o Nick da la talla o puede terminar envuelto en una bolsa para cadáveres. Se trata de matar o ser asesinado y este chico que ha nacido en el lado equivocado encontrará una fuerza en su interior que nunca pensó que tuviera....







Ya sé que había muchas teorías por ahí que decían que Kenyon empezó con esta nueva serie para introducir a nuevos lectores, más jóvenes, a sus Cazadores Oscuros, y por tanto, a la novela romántica. Pero yo no opino lo mismo. Es más, creo que sin haberte leído la serie de los Dark Hunters hasta el momento uno se puede perder.

Una vez dicho esto: el libro me ha encantado.

Volvemos atrás en el tiempo... Nuestro estimado Nick Gautier tiene ahora 14 años. En su vida sólo debería de haber espacio para las preocupaciones típicas de los chicos adolescentes: los estudios, los amigos y las chicas. Nick estudia en un colegio para ricos gracias a una beca, pero se siente discriminado por su situación social, y por eso no tiene amigos. Y las chicas le vuelven loco; normal, puesto que tiene las hormonas revolucionadas. Nick es muy observador, humilde, tiene una lengua afilada y contestación para todo. El chico ya tiene suficientes cosas en la cabeza como para ahora añadirle a los zombies...

A Charise Gautier, su madre, ya la conocemos de otros libros, pero aquí descubrimos cuán sobreprotectora es y lo mucho que se preocupa por darle una buena educación a su hijo. Nick es igual de protector. Confía y ama a su madre por encima de todo y se lamenta de ser la razón de darle tantos dolores de cabeza.

Conocemos también, aunque mínimamente, a Adarian Malachai, su padre, quien se encuentra en prisión por asesinato. Nick le aborrece, no tiene ninguna relación con él desde hace años, y en absoluto quiere parecerse a él.

Nos reencontramos con muchos de nuestros más queridos personajes, como Kirian, Acheron, Simi (pues sí, con la caronte, pero no puedo decir nada para no estropearlo), Liza, Tabitha (igual de alocada a los dieciséis), Eric, Artemisa (se la nombra y poco más) y Alex y Kyle Peltier. Y Kenyon introduce a personajes nuevos que pienso que van a tener mucha importancia en siguientes libros, como Caleb y Nekoda, la chica por la que Nick suspira, y sobre todo el misterioso y oscuro Ambrose, cuya identidad se revela al final del capítulo 13 – ahí se nos cuenta la verdad y la razón de esta serie, y por ello repito que creo que se necesita haber leído los demás libros.

Lo mejor ha sido volver a encontrarse con los personajes que ya conocemos más íntimamente, y de lo único de lo que puedo quejarme es que, hacia el final, la acción se hace lenta, pero eso es a causa de que el peso de la trama ocurre en 24 horas.

Valoración: 8.
  
Sakura_txell

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada